Tocas a tu manera

Algunas composiciones de jazz en el mediado del siglo XX utilizaban la progresión de armonía de las canciones conocidas. «Evidence» (1948) de Thelonious Monk está utilizando la armonía de «Just You, Just Me» (1928). El titulo de la canción original «Just You, Just Me» significa «Solo tú, solo yo», y podemos traducir para que sea «Solo nosotros» – «Just us». Estas palabras suenan muy parecido a «Justice» (justicia). Lo que necesita para la justicia es la evidencia (Evidence).

Pequeña historia de la canción.

Digo, toca a tu manera. Tú tocas lo que quieres y dejas que el público se entere de lo que estás haciendo, incluso si es para demorarlos quince o veinte años.

– Thelonious Monk

Monk vino y se fue del jazz convencional. Muchos músicos (incluyendo yo mismo) aprendieron de Monk algunas lecciones muy importantes (aunque bastante excéntricas). Era un maestro extremadamente poco convencional y terriblemente incomprensible.

OK, «Evidence».

En primer lugar, no hay melodía en la forma convencional. De hecho, casi necesitamos otro nombre que melodía aquí. Es más como los fragmentos rotos restantes de una melodía que alguna vez existió. Pero después de escuchar la melodía varias veces, nos damos cuenta de que la melodía tiene su propia lógica interna: es como si estuviera configurada en un medidor diferente al del 4/4 existente, y las notas caen a través de la línea de la barra en un nivel separado Sin embargo, esto está unido al medidor real, aunque de una manera extremadamente sincopada.

Una melodía (o algo parecida) sobre unas armonías convencional. Cuando llegamos a la improvisación, los acordes que se tratan están bien dentro del rango normativo del jazz: cualquier músico que comprenda la armonía funcional podrá tocar algo que se corresponda con ellos, si suena bien o no. Este tipo de la manera habitual puede funcionar bastante bien en un estándar de jazz como «Misty», pero una melodía de Monk parece que está pidiéndote más,, porque el tema es muy sorprendente y lleno de significado.

Para mí, el éxito de una improvisación no depende de lo bien que se ajuste al contexto dado de la composición. Después de todo, no queremos escuchar a alguien que intenta imitar a Monk cuando toca una melodía del compositor Monk. El éxito depende más de cuánto el solo trasciende el contexto de la melodía, lo que nos hace olvidar en primer lugar la cuestión del contexto. Eso nos pone en la instancia en la fantasía y la originalidad del solista individual.

La forma de escapar del problema del contexto es crear su propio contexto. ¿Pero cómo? Es difícil ser compositor original como Monk tal vez es aún más difícil ser un solista original como él. Es importante observar la forma en que Monk fusionó su escritura y su improvisación. El contenido de sus melodías se convirtió en inspiración para sus propios solos.

Escucha y aprenda. Y toca a tu manera. Tú tocas lo que quieres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *